sábado, 22 de diciembre de 2007

Tarta de manzana integral y sin azúcar.


Tras mucho buscar alimentos elaborados con harinas 100% integrales y que no contengan azúcar, llegué a la conclusión que era poco menos, que labor imposible.
Como siempre, lo que uno se haga en casa, siempre está mejor.Así que probé, investigué y cociné hasta dar con el punto en algunas ricas recetas. La harina integral la compro en la panadería. Si se lo pedís a vuestro panadero, os traerá este tipo de harina, es bastante mas cara, pero...

Tengo algunas recetas integrales y consejos para comer más sano. Si eres diabético-a, éstas te serán muy útiles. En cualquier caso sirven para no coger ni un gramo de peso, estar bien alimentado y quitar de nuestro cuerpo los azúcares, que nunca son buenos.

Tengo la intención también de compartir con todos vosotros recetas familiares, que creo que serán de vuestro agrado. Pediros que me mandéis las vuestras y las publicaré todas con vuestro nombre.

Ahora, lo prometido. Una tarta de manzana, fácil de hacer.

Utensilios:
  • una bandeja que aguante el horno (de la forma que queráis, a mi me gusta redonda)
  • papel de aluminio o papel de grasa especial para horno.
  • horno capaz de hornear a 180º . Si tiene ventilador, mejor, sino, no importa.
  • varilla de batir (manual o automática) en su defecto vale un tenedor.
  • rallador

Ingredientes:

  • 4 manzanas grandes (golden, de las amarillas y dulces).
  • 18 ml. de edulcorante líquido (natreen o similar) (cantidad que endulza como 250 gr.de azúcar) (si se prefiere azúcar, poner esa cantidad).
  • 100 gramos de almendras machacadas.
  • 60 gramos de harina integral.
  • 3 huevos completos.
  • 4 cucharadas soperas de licor de manzana (puede ser cualquier otro o sin licor, si es para niños) (aunque hay licores sin alcohol que podéis utilizar).
  • el zumo de 1 limón.
  • Mantequilla para untar el molde.
  • Vainilla líquida (un chorrito generoso, al gusto)(se encuentra fácil en grandes superficies).
  • Canela en polvo (al gusto) recomiendo una cucharadita de café.

Modo:

  1. Si has comprado las almendras enteras, machácalas a mano o con una trituradora de cuchillas. No dejes la almendra muy pulverizada. Que se noten los trocitos.
  2. Sobre una fuente honda, ralla las manzanas peladas. Una vez hecho, riega la masa que he ha quedado con el zumo del limón (así no se pondrán tan negras, ya que el limón impide que se oxiden tan rápido).
  3. Bate las yemas con el edulcorante hasta que estén cremosas (la textura como la crema del cuerpo).
  4. Añade a las yemas: las almendras, las manzanas, la harina, la vainilla, la canela y el licor.
  5. Mezcla todo con una cuchara. Verás que te queda muy líquido (no importa, es correcto).
  6. En otra bandeja (ésta más grande, ya que tendrás que poner luego todos los ingredientes) bate las claras a punto de nieve. (que queden muy duras). Ésto se consigue batiendo y batiendo a mano o con varillas eléctricas hasta que quedan como una espuma muy consistente.
  7. Ahora ve mezclando, de forma lenta, suave y envolvente, las claras montadas con el resto de la masa. Cuando tome el color marrón de manera uniforme estará listo.
  8. Unta un molde con mantequilla (o cubre el fondo con aluminio o papel de grasa) y vierte toda la masa en él.
  9. Mete en el horno durante 35 minutos a 180º de temperatura. Que caliente arriba y abajo. Si no se precalienta el horno, comenzar a contar el tiempo cuando alcance la temperatura de 180 grados.
Para comer esta tarta, deja que se enfríe, quedará un poco más durita, pero es una tarta jugosa y blandita, puesto que lleva muy poca harina. Una vez fría, guárdala en el frigorífico, no olvides que lleva huevo.
Espero que os guste. Es muy sencilla de hacer y rica para comer. ¡Y no engorda!
Pronto volveré con más. Espero vuestras recetas y opiniones.

Un saludo de Natacha.

3 comentarios:

OLGUIS dijo...

wow natasha estoy impresionada con tu blog que maravilla,que elegante.
Realmente me faltan palabras y los platillos tienen una pinta impresionante.
Saludos y gracias por visitarme.
olga.

Natacha dijo...

Gracias por venir. Estaremos en contacto. Te volveré a visitar.
Un beso
Natacha.

Anónimo dijo...

Todo lo que ganas en salud con la harina integral, lo pierdes con el edulcorante! Es veneno puro! Mucho mejor azúcar integral de caña.
Saludos